Buscar en este blog

miércoles, 28 de julio de 2010

Escudo del Virrey del Pino



En la Catedral de Buenos Aires reposan los restos de varios personajes importantes de la historia argentina. Entre ellos, los de Don Joaquín del Pino, que fue Virrey del Río de la Plata entre 1801 y 1804.  Se tiene constancia de que el Virrey fue enterrado en la Catedral, pero no se  sabe en qué lugar exacto  están los restos, ya que la lápida no se conserva.   Pero una placa junto a la capilla Nuestra Señora de la Paz recuerda al ilustre gobernante.

Dicha placa fue puesta a instancias de un descendiente del Virrey, un empresario español que vino a Buenos Aires en 2001 y colaboró, mediante  su Fundación Del Pino, con diversos emprendimientos vinculados con la época virreinal en la Argentina (en esta nota aparecen detalles al respecto).



En la parte superior de la placa puede verse el escudo heráldico del Virrey Joaquín del Pino.

Cortado, 1° un árbol (¿un pino?) acostado de dos ¿lobos? afrontados,  cada uno con una garra sobre las raíces y la otra apoyada en el tronco; 2°cinco castillos en sotuer. Bordura con ocho aspas. Es imposible conocer los esmaltes.