Buscar en este blog

miércoles, 7 de mayo de 2014

Escudo de monseñor José Luis Ponce de León

Hace unas semanas nos referimos al escudo de monseñor Carlos Ponce de León. Hoy hablaremos de otro obispo argentino que casualmente lleva igual apellido.

José Luis Ponce de León es un obispo nacido en Buenos Aires el 8 de mayo de 1961:  cumple mañana 53 años. En 1985 profesó sus votos en los Misioneros de la Consolata, y fue ordenado sacerdote en agosto del año siguiente. En 2008 fue nombrado Obispo Auxiliar de Maturba y Vicario Apostólico de Ingwavuma, en Sudáfrica. Recibió la ordenación episcopal en 2009.

Su escudo episcopal es curioso; se aparta del estilo de escudo que conocemos y estamos acostumbrados a compartir.

Ante todo, adopta la forma de un escudo tribal africano. Su colorido también nos remite al África.

Del blog de Salvador Medina obtenemos los datos referidos a este escudo; cuando citemos en forma textual, como es norma en nuestra bitácora, lo haremos en cursiva y entre comillas.

Dos citas bíblicas enmarcan el significado del escudo. La primera es del evangelio de Lucas (1, 78-79): "Gracias a la entrañable misericordia de nuestro Dios, nos visitará el sol naciente, para iluminar a los que viven en tinieblas y en sombra de muerte, para guiar nuestros pasos por el camino de la paz". La otra cita (Lc 1, 43) dice:  "¿Cómo puede ser que la madre de mi Señor me venga a visitar?".

En ambos casos se alude a sendas  "visitas", y a ello se refieren también los pasos o huellas del campo inferior: los del "visitador" y los de la "visitadora" (aunque, como veremos, en la versión que aparece al final de esta entrada puede verse un solo par de huellas)

Por su parte "el sol naciente rompe la oscuridad de la noche, disipando las sombras de la muerte e iluminando los pasos y el camino de la paz"

Luego hay una "casa-tienda-pesebre" (que en verdad parece un cofre), que evoca aquel famoso texto del evangelio de Juan: "La Palabra se hizo carne y habitó entre nosotros" (Jn 1, 14).

Esa es la frase que, en idioma zulú, aparece en el lema episcopal al pie del escudo.  

"Ese hacerse carne, humanidad histórica, nos invita a hacer lo mismo: 'Tengan entre ustedes los mismos sentimientos de Cristo Jesús' (Flp 2, 5 - 8)". 




"Las sandalias de Mons. José Luis Ponce de León, obispo del Vicariato Apostólico de Ingwavuma, portador de la cruz mariana, nos dejan entrever el misterio del Reino de Dios oculto entre las montañas que rugen con bramido de león, esperando, también ellas, la redención".

No hay comentarios:

Publicar un comentario