Buscar en este blog

sábado, 18 de junio de 2011

Escudo de monseñor Nicolás Baisi

Monseñor Nicolás Baisi fue ordenado obispo el 19 de junio del año pasado. Es Obispo Titular de Tepelta y Auxiliar de La Plata.

Con ocasión de cumplirse mañana  el primer aniversario de su consagración episcopal, nos ocuparemos hoy de su bello escudo.



Del sitio de la Arquidiócesis de La Plata obtenemos la descripción y el simbolismo del blasón episcopal

"El blasón es de una sola pieza, de forma francesa, sin cuarteles ni particiones: el espacio inconmensurable del Amor de Dios "que no tiene anchura ni longitud, altura ni profundidad" (Ef. 3, 18). El "campo" heráldico tiene como único esmalte el "gules": rojo como la sangre que nos ha redimido.
 
En el lugar central del campo, pasante, el Cordero de Dios, signo eucarístico por excelencia con el costado abierto del cual brota la sangre y el agua, signo de la Iglesia y de los sacramentos. Lleva la bandera triunfal de la resurrección y sobre su cabeza brillan las potencias que indican su condición de Dios y hombre verdadero.
 
A sus pies el monograma del Ave María que recuerda las palabras del Angel Gabriel saludando a la Santísima Virgen en el momento de la Encarnación (Lc. 1, 28) y la oración de todos sus hijos (Jn. 19, 26-27).
 
El lema, sobre bandera flotante de pergamino, reza: CARITAS CHRISTI URGET NOS (El amor de Cristo nos apremia).
 
Timbra el escudo la cruz episcopal de oro".

No habrá pasado desapercibido para el sagaz lector que hay un error gráfico en el escudo -que hemos copiado del sitio de la Arquidiócesis de La Plata el día 18 de abril-:  la parte inferior parece "cortada" y desplazada hacia la izquierda,   por lo que el pie de la cruz está corrido respecto de su eje y el pergamino flotante también está entrecortado. (El mismo 18 de abril informé del error al Webmaster, de modo que quizás a la fecha está corregido en el sitio del arzobispado platense).

Mientras tanto, he tratado de corregir digitalmente ese error, y este es el resultado, que debe ser juzgado con cierta compasión, ya que no soy experto en estas cuestiones:

Si se me permite, mis felicitaciones a monseñor Baisi por este escudo sencillo y expresivo, en la mejor línea de la Tradición de la Iglesia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario