Buscar en este blog

lunes, 11 de julio de 2011

Escudo de monseñor Jorge Chalup

Hoy se cumplen 45 años de la muerte del primer Obispo de Gualeguaychú, monseñor Jorge Ramón Chalup.

Nacido en 1911 en Corrientes, ingresó en el Seminario de Itatí en 1925. También estudió en el Seminario Metropolitano de  Devoto  en Buenos Aires.   En 1935 fue ordenado sacerdote en la Catedral de Corrientes.  El 13 de marzo de 1957 fue designado como Obispo de Gualeguaychú y recibió la Consagración Episcopal el 9 de junio de ese año.  Falleció el 11 de julio de 1966.

En recuerdo de este aniversario nos dedicamos hoy a su escudo episcopal, que tomamos, como la información que sigue en cursiva, del sitio web de la diócesis, citada en forma textual:



"La forma del escudo es clásica. Está dividido en tres sectores.

Nuestra Señora
de Itatí

En el ángulo superior se encuentra la sagrada Eucaristía, envuelta por nubes blancas que flotan en un fondo azul.

Las dos partes inferiores son de color oro y plata, como los colores papales.

Sobre el lado diestro del escudo se divisa, en lo alto, a la izquierda, una estrella de plata, figura de la Santísima Virgen María, que arroja sus rayos sobre un campo surcado por un río. Todas estas figuras se refieren a la Madre de Dios, bajo la advocación de Ntra. Señora de Itatí, de la cual el Obispo Chalup es devoto.

En la parte derecha hay una vara de lirio florecida y la inscripción "Id a José".

El lema escogido es extraído del Apóstol San Pablo: "Veritatem facientes in charitate", que significa "Siguiendo la verdad con caridad". Es torno al lema el Obispo desarrolló su acción pastoral.

Finalmente corona el escudo religioso el sombrero o "capello" con cordones y doce borlas".


Una palabra sobre la frase "Id a José" que aparece en el tercer campo.  Procede del libro del Génesis (41, 55) y pertenece al relato sobre el hijo de Jacob que obtuvo en Egipto la confianza y el favor del Faraón,  por lo que se convirtió en intendente de los graneros de Egipto.  Cuando el hambre asolaba los pueblos vecinos y acudían al Faraón en demanda de trigo para subsistir, este les decía: "Id a José y haced lo que él os diga" (“Ite ad Ioseph et, quidquid vobis dixerit, facite”).  La Iglesia  ha aplicado la frase en sentido acomodaticio a José, el padre adoptivo de Jesús.

Por otra parte,  la frase del lema episcopal, "Veritatem facientes in charitate", está tomada de la Carta a los Efesios (4, 15): "veritatem autem facientes in caritate crescamus in illum per omnia, qui est caput Christus":   "...viviendo en la verdad y en el amor, crezcamos plenamente, unidos a Cristo. Él es la Cabeza".

Un escudo mal logrado, si se me permite la opinión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario