Buscar en este blog

viernes, 14 de septiembre de 2018

Escudo de monseñor Jorge Novak

En agosto de 2010, este Blog tuvo el orgullo de publicar, por primera vez en la historia de la Red, el escudo episcopal de monseñor Jorge Novak, primer Obispo de Quilmes. 

Lo hicimos tomando el escudo de una fuente "de primera mano": la invitación a la ordenación episcopal de Novak, dirigida a mi familia en el año 1976 y firmada de puño y letra por el obispo recién preconizado.

Estuve presente, cuando apenas tenía 15 años, en la solemne celebración de la ordenación episcopal de Jorge Novak, que tuvo lugar en la Catedral de Quilmes.

En la tarjeta de invitación se encontraba el escudo, en una versión muy sencilla en sus esmaltes (sólo estaba coloreado el campo mismo y no los ornamentos exteriores), junto con la correspondiente explicación. Mostramos esta tarjeta en la entrada del 6 de agosto de 2010. Más tarde nos referimos al blasón del obispo al constatar, con orgullo, que la Fundación Novak había "levantado" aquella entrada (que representaba, insistimos, la primera aparición tanto del escudo de Novak como de su explicación en Internet) y la publicaba en su propia página. La misma Congregación del Verbo Divino hizo lo propio en su momento.

Hoy nos alegramos de poder mostrar esta versión, más bonita y colorida, de las armas de monseñor Novak. Aparece en Wikipedia y es obra del autor que se hace llamar Quijótiz.

Transcribimos la explicación que traía la invitación que mencionamos arriba:


ELEMENTOS SIMBÓLICOS DEL ESCUDO SON: LA PALOMA, LA CRUZ, LA ROSA, LAS AGUAS
La paloma simboliza al Espíritu Santo, presente en la creación del cosmos (tierra y agua) y en la salvación (cruz).
La cruz salvífica alude en su despojo al misterio de la encarnación, en el que el Verbo Divino hecho hombre demostró, con su estilo de vida pobre y obediente, el poder invencible del Amor que por la muerte siembra la Vida. 
La rosa representa a santa María, primer fruto, en el misterio de su Inmaculada Concepción, de la plenitud de vida que nos llega por el misterio pascual del Hombre nuevo, Cristo.
La rosa sugiere igualmente el misterio de la Iglesia, nacida por obra del Espíritu Santo como manifestación de la Pascua del Resucitado.
La acción salvífica que el Espíritu de Dios prosigue obrando por la iglesia se desarrolla en el marco del mundo con su historia concreta, simbolizada aquí por nuestra llanura y las aguas del río que la bañan.
Esta plano geográfico entraña asimismo un paisaie de concordia y de fecundidad, ya que nuestra patria se sintió en todo momento distinguida con una vocación de paz y portadora del mensaje de reconciliación. Fue ella crisol de razas y lugar de encuentro en fraternidad cristiana. Con el trabajo tesonero de sus ciudadanos vio colmados sus graneros para alimento de una humanidad necesitada.
En el escudo se apunta igualmente a la nueva comunidad diocesana, como Iglesia local asentada en tres partidos laboriosos,  junto al Río. "Exaltación de la Santa Cruz de los Quilmes" fue el primer nombre cristiano de la comunidad. María, en el misterio de su Inmaculada Concepción, es Patrona de la diócesis recientemente erigida. Cristo y María, dos nombres que nos hablan de un amor libre de egoísmo, del amor crucificado para reconciliar a los hermanos.
En la leyenda se invoca la intervención del Espíritu de Dios. Misión del Obispo es guiar como pastor, alimentando la fe con el pan de la Palabra, precediendo gozoso la peregrinación de la esperanza escatológica y presidiendo la asamblea fraterna de la comunidad que por la alabanza y la Eucaristía se dispone continuamente a dar en el amor servicial respuesta a la expectativa de su prójimo. Para una tarea de tanta responsabilidad no bastan los recursos humanos. Más que nunca hace falta la iniciativa del Espíritu que. en incesante intercesión, nos obtienen del Padre Cristo y María: VEN ESPÍRITU SANTO
Jorge Novak nació en 1928 y fue ordenado sacerdote para la Sociedad del Verbo Divino en 1954. En esa congregación llegó a ser Superior Provincial, cargo que ejercía cuando le llegó, en agosto de 1976, el nombramiento como obispo de la nueva Diócesis de Quilmes. La diócesis había sido creada pocas semanas antes, por medio de la Bula Ut spirituali Christifidelium utilitati.  Novak recibió la consagración episcopal el 19 de septiembre de ese mismo año. Ejerció el cargo hasta su muerte, acaecida en 2001.

Publicamos esta entrada en el día en que se celebra la Exaltación de la Santa Cruz, que evoca "el primer nombre cristiano" de la comunidad quilmeña, y es la fiesta patronal de la diócesis.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario