Buscar en este blog

sábado, 12 de octubre de 2013

Escudo español en la Embajada de España

En el número 96 del Boletín del Instituto Argentino de Ciencias Genealógicas (edición correspondiente a los meses de enero-febrero de 1980) se publica un artículo, firmado por Félix F. Martín y Herrera, que se titula "Escudos en la Embajada del Reino de España".

Como ya explicamos en otra ocasión, ese Boletín consiste  en una publicación mecanografiada y casi sin ilustraciones, que cuando aparecen, son siempre en blanco y negro; de hecho, el artículo a que nos referiremos hoy no tiene ilustraciones.

Creemos prestar un servicio a la causa de la Heráldica en nuestro país al  compartir ese artículo, ahora en versión digital, y acompañarlo de fotografías del emblema aludido: en este caso, el escudo que se ve en el frente de la Embajada de España en Buenos Aires. El artículo habla de dos escudos; hoy nos referiremos al primero de ellos y transcribiremos, por tanto, la parte pertinente del artículo de marras. En otra ocasión nos ocuparemos del segundo escudo.

En cuanto a las fotos, las tomé en septiembre de 2012.



ESCUDOS EN LA EMBAJADA DEL REINO DE ESPAÑA

"En la  cúspide del cuerpo saliente y convexo, que luce  en su parte frontal, mirando hacia el suroeste, el majestuoso palacete de la Embajada de España en nuestra ciudad, campea un gran escudo de armas cuyo análisis efectuaremos camino adelante. [ ... ]

Está  enclavado en monumental cartela  de buen grosor, adornada con dos volutas principales, voluminosas, y otras menores, rematada en su cima por una valva de estilo dieciochesco, careciendo de corona y otras decoraciones heráldicas, salvo una Gran Cruz española de simplificado trazo, colgando de collar estilizado. La forma del emblema es semi-ovalada con alguna penetración en su  ámbito de molduras, arriba y abajo (...).   De cada lado aparece una mujer sedente, con los hombros desnudos, peinado trenzado y recogido, con amplia pollera de gran vuelo de pliegues flotantes. Compónese este blasón de tres divisiones principales horizontales o  sea es  "terciado en faja".





La  primera división (cuartel primero) va acuartelada: En el primero, campo de oro con cuatro palos de gules, por Aragón; en el segundo, cuartelado a su vez en sotuer, llevando en el 1° y en el 4°, campo de  oro con cuatro palos de gules, con igual significado que el anterior, en el 2 ° y 3°, campo  de  plata con un águila de sable (negra) coronada de oro, picada y membrada de gules (rojo)  que es de Sicilia;  en el tercero, campo de gules con una  faja de plata, por Austria; y en el cuarto, campo de azur, sembrado de flores de lis de oro y bordura componada de gules y de plata, por Borgoña Moderna.

La segunda división, lleva un partido:  En el primero, campo de oro,  seis flores de lis de azur,  puestas tres, dos y una, por Parma, y en el segundo, campo de oro con cinco roeles de gules y un besante de azur, puesto, el segundo en el jefe, cargado de tres flores de  lis de oro, y los roeles, dos,  dos y uno, por Florencia.

La tercera división, o sea la ubicada en la parte inferior del escudo, es  mantelado (a veces entado  en punta), llevando en 1°, campo de oro, tres bandas de azur y bordura de gules, por Borgoña Antigua; en el 2°, campo también de oro, con león de sable, armado y lampasado de gules, por Flandes, yendo el mantel partido, trayendo el 1° campo de sable (negro) con un león de oro coronado do lo mismo,  armado y lampasado de gules, por Brabante, y en el 2°, campo de plata, con un águila de gules, coronada, picada y membrada de oro, cargado su pecho con un creciente floronado de  lo mismo, por Tirol. 

Sobre el todo, o sea en el centro de la armería descripta, luce un escusón cuartelado, aportando en el 1° y 4°, campo de gules, un castillo de oro almenado de tres piezas y donjonado de tres torres, la de en medio mayor, cada una de éstas asimismo con tres almenas, mazonado de sable y adjurado de azur, por Castilla, y en el 2°y 3°, campo de plata, con un león de gules coronado, armado y lampasado de oro; y en la punta, entada de plata, cargada una granada al natural, mostrando sus granos de gules, tallada y con dos hojas de sinople (verde), por el reino de Granada, recordando ahora que los dos cuarteles últimos precedentes, son por el reino de León.






A su vez, sobre el relacionado escusón, aparece en el blasón de la Embajada de España que venimos estudiando, otro escudete de mucho menor tamaño, totalmente liso y sin dibujo alguno, pero que corresponde sea provisto de las tres flores de lis puestas dos y una, de oro, en campo de azur, por la Casa de Borbón. Es evidente, que tanto la supresión de la corona real ya advertida, como la de las insignias borbónicas, obedecen a que este conjunto heráldico, fue modificado en tiempos de la República Española, y ha quedado sin actualizar.

Cabe agregar, por último, que los colores que hemos ido dando a las diferentes piezas o "muebles" heráldicos, no se hallan señalados en la labra descripta con el rayado o punteado pertinente, siendo ellos aporte nuestro, para mejor integración de este trabajo. Además, pensamos que los emblemas analizados, se hallan excesivamente simplificados y estilizados en una forma insuficiente para las normas del Arte Heráldico, no respetándose algunas veces las proporciones y ubicaciones, pudiéndose ocasionar confusiones, por más que para los entendidos, dado lo ilustre y conocido de las representaciones, tal peligro se aleja".



Rendimos homenaje de esta manera a la  Madre Patria en el Día de la Hispanidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario