Buscar en este blog

martes, 19 de septiembre de 2017

Emblemas barriales: Palermo

En un cartel de la Plaza Unidad Latinoamericana, como ocurre en muchos otros espacios del barrio, encontramos el emblema de Palermo.  Junto a estas líneas, la foto que tomamos.

El escudo adopta una forma curiosa, indefinible, como si fueran cuatro escudos ensamblados, dos de ellos -los de arriba- invertidos... 

Los dos escudos superiores tienen una bordura celeste (obvia referencia al cielo) mientras que los inferiores la tienen verde (en también obvia referencia a los parques, paseos y bosques que abundan en Palermo). A su vez los cuatro sectores tienen una filiera dorada  en cuyo centro hay lo que parece un huso de una brújula, que en ese caso indicaría que Palermo se encuentra en el norte de la ciudad.

Fuera de esos colores (celeste, verde, dorado) no hay otros: curiosamente, las figuras en el interior del emblema carecen de esmaltes.

En el primer campo un cisne, y al fondo uno de los hermosos puentes de los lagos de Palermo.

En el segundo campo aparece  la también inconfundible silueta del Planetario. Casualmente, este año se cumple medio siglo de su inauguración. La foto que sigue ha de ser de aquellos tiempos, pues el niño que aparece allí tiene hoy 56 años y es el autor de este Blog.



El tercer campo trae una estatua; presumiblemente se trata de "Bañista", de Mauricio Falconet. La obra estuvo un tiempo en el Parque Tres de Febrero y actualmente se la puede apreciar en el Jardín Botánico.

Foto propia (julio de 2016)
Finalmente en el último cuartel hay un león pasante, que evoca otro icono del barrio: el Zoológico, creado por Sarmiento en 1874 y cerrado hace poco tiempo.

El emblema está "timbrado" por una letra "P" pintada con los dos colores del escudo. La acompañan, a modo de lambrequines, unas figuras decorativas que evocan el típico fileteado porteño; también en la parte inferior hay unos motivos decorativos similares. 



El autor del emblema palermitano se llama José Rodríguez.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario